martes, 1 de noviembre de 2011

Repostería: Panellets


Muy buenos días,
Como no podía ser de otra manera en estas fechas y siendo catalanes, hoy colgamos la receta de los “panellets”, unos pastelitos típicos de Catalunya que se comen por la festividad de Todos los Santos. Generalmente aquí se comen como postre, junto con unas castañas y boniatos hechos al horno y acompañados de un buen vino dulce. Nosotros los comimos anoche y el vino que elegimos fue un “Petit Caligo” un “vi de boira" buenísimo y muy suave. Es difícil de encontrar, pero si podéis, probadlo.
Las variedades de panellets son inacabables y los pasteleros de aquí ponen a prueba nuestra imaginación haciendo cosas cada vez más elaboradas y, por supuesto, riquísimas, aunque los más tradicionales son los de piñones, almendras y coco.
Este año por primera vez, que ya tiene delito con la edad que tenemos, nos hemos animado a hacerlos con la receta de la madre de Sergio, y aunque llevan un poquito de tiempo, el resultado ha merecido la pena. Os hemos hecho los típicos de piñones y almendras (el de coco está prohibido porque a mi no me gusta nada, y como los hacía yo, Sergio se ha quedado sin), y dos un poquito más innovadores, de chocolate y café.
A ver qué os parecen!
Ingredientes
- 500 gr.de almendra en polvo (molida)
- 500gr.de azúcar
- ½ vaso de agua
- 150gr. de patata

Para los panellets de piñones (unos 20):
- 1 huevo
- 200 gr.de piñones
Para los de chocolate (unos 12)
- 6 onzas de chocolate fondant
- Chocolate a la taza (en polvo)
Para los de almendras (12)
- 100 gr. de almendra cortada
Para los de café (12)
- 12 almendras crudas enteras
- Una cucharada de café soluble (nescafé)

Preparación

Para hacer la masa:
Poner a cocer la patata entera y sin pelar. Una vez cocida, pelar y hacer un puré con la ayuda de un tenedor. Paralelamente llevar el agua con el azúcar a ebullición en un cazo removiendo constantemente. Una vez empiece a cocer, mantener al fuego durante unos dos minutos más, sin dejar de remover, para conseguir un almíbar ligero y retirar.
Poner la almendra molida en un bol, añadir el puré y el almíbar y trabajar la masa hasta que todos los ingredientes estén perfectamente mezclados. Dejar reposar la masa durante al menos 8 horas.

Para hacer los panellets de piñones i/o almendras:
Separar la clara y la yema del huevo en dos boles diferentes. Batir y reservar.
Hacer bolas con la masa, untarlas con la clara del huevo para facilitar que se enganchen los piñones. Disponer los piñones en un plato y pasar la bola de masa por encima como si la rebozáramos, hasta que quede bien envuelta de piñones. Poner en una bandeja de horno cubierta con papel de horno o de aluminio, previamente untado con mantequilla para evitar que se peguen. Untar los panellets con la yema del huevo, usando un pincel, para conseguir un bonito color dorado una vez horneados.
Cocer en el horno a unos 200º durante un máximo de 10 minutos.
Si los hacéis de almendras la operativa es la misma, pero dándoles forma alargada (como de croqueta) y cubriéndolos de almendra, en vez de piñones.

Para los panellets de chocolate o café:
Separar parte de la masa en un bol y añadir el chocolate en polvo (un par de cucharadas) remover hasta que se integre. Si os quedan muy claros, añadir más chocolate hasta que la masa quede de un tono marrón oscuro.
Coger porciones de masa, hacer bolitas y ponerlas en una bandeja con papel de horno previamente untada con mantequilla.
Cortar las onzas de chocolate fondant en 4 trozos y poner una en cada bola, empujando hasta que la bola se aplaste y adquiera forma de “galleta”, quedando el chocolate en medio, envuelto en la masa.
Para los de café, añadir a la masa una cucharadita y media de café soluble (podéis poner más en función de vuestro gusto). Hacer bolitas igual que con los de chocolate y poner en medio las almendras (veréis que la masa adquiere la misma forma de “galleta” que en los anteriores). Pintar la almendra con la yema sobrante.
En ambos casos, poner al horno a 200º durante un máximo de 10 minutos. Pasado este tiempo, sacar del horno y dejar enfriar.

Nota
Cuidado con el tiempo de horno, porque si la masa es muy consistente necesitará menos de 10 minutos, de lo contrario os quedarán demasiado duros. Con la masa que os proponemos, como queda bastante blanda, en principio con los 10 minutos estará bien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario